Supergirl 1×2 Together Stronger. Reseña y opinión

nullKara comienza su vuelo por este episodio de la mano de la D.E.O y un examen tanto físico como psicológico para comprobar sus capacidades y limitaciones pero también, para saber el control que tiene sobre ellos.
La joven heroína, convencida de que aquello no es para nada necesario, acepta y hace los ejercicios a regañadientes mientras su hermana Alex apoya a su jefe, pues sabe que tiene razón.

El deber reclama y el universo se prepara para darle una pequeña lección de humildad a la portadora de la S; en medio de la conversación con su hermana, Kara recibe una alerta de Winn y está decidida a acudir haciendo caso omiso a las advertencias de Alex por el desgaste físico que acaba de sufrir con las pruebas. Kara se ve invencible y despega como alma que lleva el diablo con dirección al puerto, donde le espera un trabajo más engorroso y complicado de lo que imagina; un fuego cerca de un barco cargado con casi un millón de barriles de petróleo crudo. Trabajadores y bomberos temen que el fuego llegue al barco cargado de petróleo porque es obvio que podría explotar y desencadenar una gran catástrofe.

Allí aparece la eterna prima S con mejores intenciones que resultados, tras un intento fallido de frenar el fuego con su aliento helado, la joven intenta apartar el barco del muelle y lo consigue, pero la chica de azul no conserva todas sus fuerzas después del examen de la D.E.O. y le falla ligeramente el vuelo como al que le falla una pierna al caminar. Esto provoca que el barco se agriete, dejando salir el combustible de su interior y tiznando el mar de negro.
nullTras la metedura de pata de la kryptoniana, la prensa y los ciudadanos no saben si tratarla como algo milagroso o una amenaza en potencia, llegando a insinuar que es una eco-terrorista que entorpece más que ayuda.
Por otro lado, tanto ella como James deben enfrentar las peticiones de su jefa Cat, quien de alguna manera quiere convertirse en la Lois Lane del CatCo y conseguir la exclusiva con la heroína. Para ello, prácticamente le exige a James Olsen que le consiga una entrevista con la heroína “por eso de la cercanía entre él y Superman”.

A Kara se le abrirán más frentes durante este episodio, ya que parece ser que un alíen está fabricando una bomba química, pero Kara parece saber quién está detrás cuando la D.E.O. encuentra un aguijón en uno de los cadáveres del cuerpo de seguridad de Plastino Chermical. Su madre encerró a uno de ellos en Fort Rozz. Tras descubrir qué tipo de alíen está detrás de la bomba química es Hellgrammite, Kara quiere ir a por él sin miramientos pero Alex prefiere que practique con ella antes, los aliens pueden ser tan fuertes como ella, incluso más. A regañadientes, una vez más, acepta y es golpeada por su hermana dentro de una cámara que emite un 18% de Kryptonita, suficiente para hacerla más vulnerable a los golpes de su hermana y ponerlas, así, al mismo nivel. Alex aconseja a su hermana, intenta entrenarla de forma que el factor sorpresa y la técnica sean recursos que la heroína pueda usar, a parte de su fuerza y velocidad.

nullTras la paliza recibida por Alex, Kara se da cuenta de que su hermana tiene razón y debe entrenar, así que pide auxilio a sus dos confidentes y amigos James y Winn, para que le ayuden a practicar con delitos menores hasta conseguir desenvolverse mejor, para que lo del barco no vuelva a suceder y también para recuperar la confianza de los ciudadanos de National City y lavar su imagen. Nuestra rubia preferida comienza, entonces, un entrenamiento divertido y didáctico con James y Winn dirigiéndola hacia ladronzuelos y atracadores, llevándonos a comparaciones hilarantes con respecto a su primo al tener que salvar una serpiente de un árbol y devolvérsela a su dueña que, como mucho, cuenta ocho años.
Poco tarda en volver la acción para nuestra heroína, ya que el alien de la bomba actuaba por su cuenta desobedeciendo a la jefa entre las jefas y tía biológica de Kara, la General Astra, que decide usar al traidor como cebo para atraer a su sobrina.

James a su vez se enfrenta al ultimátum de Cat Grant; o le consigue la entrevista con Supergirl o tendrá que volver al Planet. Kara escucha la conversación con su super oído y se ve comprometida. Por supuesto, acabará aceptando para que no despidan a Olsen.

null

La D.E.O. se pone manos a la obra para cazar al alien pero se encuentra con una trampa que atraerá a Kara, el objetivo, secuestrando a su hermana Alex. Cuando Henshaw se lo comunica a Kara, Supergirl monta en cólera y le reprocha la poca confianza que él le procesa. Ambos se ponen manos a la obra para recuperar a Alex. Mientras, Alex descubre quien es su raptora y Supergirl llega a su encuentro. Kara descubre que su tía está detrás de todo esto y Astra, le cuenta qué pasó en Krypton y porqué sigue viva. Pero Astra comete el error de decirle a su sobrina que su alianza con los humanos es errónea y que no dejará morir este planeta también. Con ambas poderosas de acuerdo en algo, por fin, comienza una batalla épica entra ambas Kryptonianas, una batalla sin precedentes con pulso de rayos oculares incluido. En medio del combate y como era de esperar, Astra le pide a su sobrina que se una a ella, pero Supergirl tiene otros planes. La fuerza de su tía es descomunal y se ve obligada a utilizar las técnicas que Alex le enseñó para reducirla. Henshaw aparece poco después que Alex quien está coja por un aguijón que le clavó el alien. Astra no se da por vencida, sale de entre los escombros a toda velocidad y sopla a las hermanas. Henshaw aparece por detrás y le clava un cuchillo que acaba por espantarla.

El final del capítulo nos deja pendiente de Henshaw y una extraña “reacción de color rojo” en sus ojos, a Astra desconcertada porque no sabe de qué material está hecho el cuchillo que tanto daño le hace. Alex enseñandole a su hermana Kara un tipo de holograma e inteligencia artificial de su madre Alura donde la kryptoniana podrá pedir consejo al igual que hace su primo en su Fortaleza de la soledad y, por último, a Cat Grant sobrevolando National City en un coche agarrado por Supergirl que la lleva hasta una azotea para hacer la dichosa entrevista.

OPINIÓN PERSONAL:
Con 16 millones de espectadores en su primer capítulo, ya se esperaba esta continuidad rápida pero muy fresca. El primer capítulo me pareció de lo más gratificante; el traje, Grant, James y la misma Alex, los padres adoptivos de Kara… todo muy acertado. La pillería de este trabajo y el cariño a los personajes, se huele, se palpa y de verdad que se agradece. Los guiños y referencias al propio creador del personaje se dejan ver en este fascinante capítulo de acción al que no puedo reprochar ni una sola coma. Por otro lado, las situaciones incómodas e hilarantes rodean a la protagonista de manera creativa y el ambiente juvenil y fresco deja un gran sabor de boca. Con 8,6 millones de espectadores (dato todavía sin confirmar, es solo un demo) la serie promete, de momento, durar más de lo que vaticinaron muchos por la supuesta falta de fidelidad la cual, discúlpenme, yo no veo por ningún lado. Así que no nos queda más que esperar al siguiente episodio para poder seguir volando, luchando contra el mal y, por supuesto, soñando. Y para saber la respuesta a las preguntas que este magnífico episodio ha dejado en el aire.

 

Por ML

No hay comentarios

Agregar comentario