Editorial: Snyder Cut

Zack Snyder`s Justice League Cut: Victoria artística

20 de mayo de 2020. ¡Menudo día! Todos los fans deseando comprobar si el director de “300” iba a dar la gran noticia…. Y se hizo desear. Después del visionado de “Man of Steel, sin que contara nada de gran relevancia, entró Henry Cavill para charlar un rato y luego se unieron algunos fans para hacer preguntas. Y fue una de ellas la que lanzó la gran cuestión. ¿Veremos tú versión? Después de contestar lo de siempre “No está en mis manos…” y de dar un par de vueltas más, soltó una de las noticias más esperadas en años por muchos fans de DC.  

Una vez anunciada, para la plataforma “HBOMax”, las redes se llenaron de todo tipo de comentarios. Sin entrar en gustos personales, cada uno opinará lo que considere, vimos que las reacciones iban desde la denuncia de una campaña contra los que no querían este montaje, la emoción de otros que han criticado y pedido la salida de Snyder (sumándose al carro) y la alegría de los que defendíamos que saliera a la luz la versión del bueno de Zack. Incluso desde revistas de prestigio en España, se habla de que es una mala noticia porque da mucho poder a las redes sociales y al “pataleo” de los fans… 

Como veis, vamos de un extremo a otro pero desde aquí queremos centrarnos en lo que consideramos más importante y el aspecto positivo de toda esta campaña. El respeto al autor y su obra.

Mutilar

Aquí no estamos hablando del caso de “Serpientes en el avión” (donde los fans prácticamente decían que debía aparecer en la película y cómo tenía que ser el tono, provocando cambios y uno de los fracasos más importantes de su año) o de “Cincuenta sombras de Grey” (donde acosaron para que el actor elegido en primer lugar renunciara…. Y así lo hizo). No, aquí no hablamos de ceder a presiones para cambiar decisiones del director o introducir ciertos aspectos en el guion. No. Aquí hablamos del respeto a la obra de un director que se aparta por motivos personales trágicos. 

Con esta campaña, hemos conseguido que una obra terminada vea la luz tal y como pretendía su director. Cuando el director de “Watchmen” dejó la producción, los directivos de WB vieron la oportunidad para cambiar la película, según sus criterios (económicos), asustados por la prensa, intentando seguir la estela de Marvel…. Y diciéndole a Joss Whedon lo que querían. Este último, en vez de decir “Ok. La peli necesita recorte en el montaje y pulir algún aspecto, pero voy a respetar el tono y la obra de Snyder, ya que su situación no es el típico despido” se decidió por cambiar el clima, introducir escenas (la lamentable primera imagen con la cara de Henry deformada por el intento de borrar el bigote) y el resultado fue que estrenaron otra película que no funcionó. Es decir, se tomaron decisiones no artísticas. Simplemente a nivel de despacho. Y eso siempre es mala noticia para el arte.

Ahora, vamos a poder ver la obra de un cineasta tal cual la ideó. Para bien o para mal, el arte gana. Los fans hemos dicho “No nos sirve una película con decisiones de ejecutivos. Queremos que el viaje concluya según su director. Con su tono, su desarrollo de los personaje y su final”. Y más aún, sabiendo que esa versión ya existía tanto en su montaje de cuatro horas como de dos horas cuarenta (que fue la última que entregó Snyder a WB). 

Significado

Por eso, independientemente de que quieras verla o no (al final todos la verán de una forma u otra), es una gran noticia para el cine. Por primera vez, los ejecutivos tiraron el trabajo de un director y los fans – junto con el propio director y algunos de los actores – conseguimos que entendieran que se debía respetar la idea original (y repito, no por un despido por mal comportamiento o por causas similares… sino por una tragedia familiar) y que merecíamos ver lo que él había presentado. Evidentemente, el tema de negocio lucrativo está ahí pero podían no ceder y gastarse 20 o 30 millones en otros productos.

En una época donde tanto se critica a las superproducciones (que si todas son iguales, que si se hacen según encuestas y estudios de mercado…), deberíamos estar felices porque una productora (con los intereses ocultos que queráis) ha decidido dar al director la última palabra y permitirle mostrar al mundo su obra. No es una falta de respeto a Wheddon (él ya faltó al respeto a Snyder, en mi opinión) ni un paso atrás de WB que atenta contra el cine. Al revés, el cine gana y es un paso adelante en la defensa del trabajo de los creadores. 

La película será buena, mala o intrascendente, pero la trilogía estará terminada y el viaje de todos los superhéroes, y de Superman en especial, tendrá un final acorde con la visión de Zack Snyder y su equipo. Además los fans vamos a tener una película más con Cavill y Affleck, como Superman y  Batman respectivamente. Y esa, querida familia, es otra gran alegría. 

Formato

En mi opinión, ojalá solo sean dos partes como mucho (una película partida en seis episodios no lo veo y corremos el riesgo de encontrarnos mucho relleno), aunque prefiero una película de casi tres horas…. Si es que las necesitan. Más de tres horas no es necesario en ninguna producción hoy en día, la verdad.

Conclusión

Cualquiera que defienda la creación artística tiene que estar contento. Zack Snyder podrá mostrar su trabajo para que se le juzgue, no por versiones retocadas por terceros, sino por la suya propia. 

El cine y la expresión artística han conseguido una victoria. 

Disfrutemos del momento. 

3

1 comment

  1. Gran editorial compi, es indudable que nuestro querido Snyder, el mejor director videoclipero del momento y heredero de Michael Bay, en cuanto a contenido artístico y estético es una delicia. He vivido con una emoción que no creía iba a tener su anuncio de su propio corte en Vero.

Deja una respuesta